En qué país se ve que un personaje religioso y destacado haga comentarios despectivos (frente a cámaras) de otros cuando siquiera es a él que se le menciona?
Cómo un comentario acerca de la mala administración de un estado intrínsecamente corrupto delibera de un ser “de amor y paz” una expresión tal como: A él (embajador de USA), que atienda sus cartones y que como toda esposa, que atienda su casa.
Señores, ofende a alguien en específico y de paso, a todas las mujeres. O las mujeres sólo están para servir y “atender” las casas?
– De verdad vale la pena seguir a personas como esas?
– Es que una religión verdaderamente te hace ciego incluso cuando tu persona se ve afectada?
Ese ser, alguien con una mirada lúgubre, ideólogo del patriarcado e inundado en los secretos de este estado (claramente de los oscuros), es -increíblemente-, un líder religioso, mafioso y cínico.
Usted, querido ser humano católico, debería estar orgulloso porque esa es la persona que lo representa y de la cual, también es cómplice.
Artículos:

Génesis

Eras un pensamiento que dormía en el deseo aún, leve, pequeño, amor futuro con la edad del sueño naciendo aún, sin nombre todavía.
Antigua sed eternidad nutría la honda raíz de mi vital empeño que amanecido en tu mirar trigueña fue lumbre madurando, como el día.
José Manuel Glass Mejía